Termómetros para el café y la leche

Los termómetros de barista son instrumentos muy importantes en el mundillo del barista y del aficionado de nivel medio-experto acostumbrado a elaborar cafés por su cuenta. Salvo que cuentes en casa con una cafetera superautomática, hay determinadas preparaciones que solo podrás controlar si trabajas con la leche a la temperatura adecuada. Y para eso, naturalmente, están los termómetros para la leche y el café que presentamos en este artículo.

Se habla normalmente de termómetros de leche y café porque, si bien solo se usan para medir la temperatura de la leche, su utilización está muy vinculada al mundo de los baristas y de la elaboración de café.

Su rango de mediciones suele estar entre -10 y 100ºC, y los podremos encontrar en dos tamaños de sonda o tallo: los cortos (12-13 cms de longitud) y los más largos (17-18 cms).

¿Para qué sirve un termómetro de barista?

Pues, por encima de todo, se trata de termómetros para medir la temperatura de la leche. Ya expusimos en nuestra guía sobre cómo espumar leche correctamente que la temperatura es un factor esencial para conseguir una emulsión perfecta y un volumen adecuados para el tipo de café que vayamos a preparar. Algunos requieren simplemente leche caliente, otros crema de leche, otros espuma de leche emulsionada… y un buen barista debe estar preparado para conseguir cualquier resultado que sus clientes le soliciten, en cualquier momento.

Termómetro para café y leche de 175 mm con sonda de acero inoxidable y clip

Por otro lado, los termómetros para barista también resultan esenciales si estamos preparando un café con métodos no demasiado populares en España -pero sí en otras partes del globo- como pueden ser las cafeteras Chemex o las de sifón. En este tipo de elaboraciones, controlar la temperatura del agua es absolutamente crítico para evitar que el café salga quemado.

¿Cómo se utiliza un termómetro para la leche y el café?

Para saber cómo usar un termómetro de barista lo cierto es que no tendrás que esforzarte demasiado. Simplemente tienes que introducirlo en la jarra donde vayas a emulsionar la leche, y sujetarlo con el clip para poder trabajar correctamente con tus dos manos.

El dominio del barista, o de la persona que emulsiona la leche, no está tanto en el uso mecánico del termómetro, sino en conocer a la perfección los rangos de temperaturas, su significado, y cómo debe proceder en cada momento. Por ejemplo, en este vídeo vemos cómo el barista detiene la emulsión cuando el termómetro alcanza los 50ºC, porque sabe que unos segundos más tarde la leche llegará a los 60ºC (que ya es idónea para tomar).

Y si nos vamos al otro extremo, por encima de los 75ºC – 80ºC nos estaríamos acercando ya peligrosamente al punto de ebullición de leche… de modo que unos segundos de más podrían resultan fatales para tu preparación. ¡Un buen termómetro para la leche te evitará tener que estar pendiente de todo esto!

Ten en cuenta, además, que los modelos analógicos más avanzados tienen coloreadas las zonas donde el rango de temperatura es el idóneo para emulsionar (entre 50ºC y 65ºC, que suele aparecer en color verde), y la zona donde ya se considera la leche excesivamente caliente (de 65ºC o 70ºC en adelante).

Termómetros digitales para barista

A la hora de comprar un termómetro para el café y la leche en Amazon, como ocurre con casi cualquier producto, podemos escoger entre varias gamas y rangos de precio. Y en el escalón más alto están, sin duda, los termómetros de barista digitales.

El funcionamiento de un termómetro para la leche digital es el mismo que el de uno analógico: incorporan una sonda y un clip o pinza para poder sujetarlo en la jarra. La diferencia reside, como es natural, en el visor, que en este caso es una pantalla que nos muestra la temperatura exacta con precisión de 0.1 ºC.

La principal ventaja de los termómetros digitales para baristas son su mayor precisión y la posibilidad de configurar una alarma que nos avise cuando la leche haya alcanzado una temperatura predefinida (normalmente lo programaremos para que nos avise a 50 o 60ºC). Los modelos más avanzados también nos permitirán elegir entre varias unidades de medida, aunque a nosotros en España no nos importa mucho este detalle ya que siempre usaremos grados centígrados.

En el capítulo de las desventajas, una muy obvia: son mucho más caros que los analógicos.

Los mejores termómetros para café y leche

No nos vamos a decantar por ninguno de los dos tipos de térmometros para el café que hemos comentado, porque consideramos que cada uno tiene sus ventajas y sus desventajas.

Sí que te diremos que los termómetros para leche analógicos son mucho más habituales en el sector, y que todos los modelos que podrás encontrar en España son prácticamente idénticos. No presentan grandes diferencias entre sí, ni en cuanto a calidad ni en cuanto a funcionamiento (precisión).

Dado que comprar un termómetro para barista resulta una causa bastante económica, nuestra recomendación es optar por uno de marca reconocida, como puede ser este de KitchenCraft (un reconocido fabricante de menaje de cocina):

9,95 €
  • Rango de temperatura: -10 °C a 110 °C, con zonas codificadas por color.
  • Tamaño de la esfera: 45 mm.
  • Longitud de la sonda: 175 mm.
  • Fácil de limpiar y leer.
9,95 €

¿Qué partes tiene un termómetro para la leche y el café?

Este tipo de termómetros de cocina para baristas son bastante sencillos. Podemos distinguir en ellos tres partes fundamentales:

  • Sonda de temperatura: se introduce en la leche y es lo que realmente mide la temperatura del líquido.
  • Visor de temperatura: donde vemos la temperatura que marca la sonda.
  • Clip o sistema de agarre: para poder sujetarlo al borde de la jarra y así disponer de las dos manos libremente.

Debido a este último elemento, los termómetros de cocina convencionales no siempre son aptos para medir la temperatura de la leche y el café. Algunos no disponen de sujección, así que mientras trabaja el barista estaría obligado a sujetarlo con una mano (limitando, por tanto, su labor). Es muy importante que el termómetro podamos sujetarlo o quede adherido al borde de la jarra de emulsión.

⭐ -29%
ThermoPro TP02S Termómetro Cocina de Lectura Instantánea en 5 Segundos Termómetros Alimentos Digital con Sonda Larga para...
  • Lectura ultrarrápida: El termómetro con sensor de alta precisión lee la temperatura en 3-6 segundos
  • Amplo rango: Termómetro de cocina con un rango de temperatura de -50° Celsius degree~ 300° Celsius degree , con una precisión de to...
  • Sonda larga: Termómetro para carne con una sonda de acero inoxidable de 13,5 centímetro y de grado alimenticio con punta desplegable para...
  • Fácil de usar: Función de apagado automático después de 10 minutos para ahorrar batería y un diseño de termómetro portátil para la...
  • Diseño inteligente: El diseño de la tapa es conveniente para guardar en el bolsillo y llevarlo a cualquier parte; El acero inoxidable 304...

Una solución inteligente: las jarras con termómetro incorporado

Si únicamente te planteas comprar un termómetro de barista para espumar leche, y para nada más, entonces quizá te convenga echar un vistazo a estas jarras de leche inoxidables que ya llevan un sensor y un visor de temperatura incorporados en su base. Lógicamente no te servirán para otras preparaciones, pero por el precio que tienen pueden hacerte un apaño interesante.

Eso sí, ya te adelantamos que su precisión no es exactamente la misma que la de los termómetros de barista profesionales.

Jarra de leche espumante con termómetro 600 ml, jarra de café de acero inoxidable, taza de leche de cocina casera (600 ml)
  • Con termómetro: la lámpara de pantalla mostrará el rango de temperatura. Puedes hacer una temperatura adecuada para tu leche
  • Capacidad de 600 ml, funciona perfectamente con espumador de leche de mano o vaporizador de leche
  • Acero inoxidable 18/8, grado alimenticio, resistente, duradero, a prueba de óxido y no tóxico
  • Diseño profesional de boca puntiaguda que puede evitar fugas de líquido de la jarra
  • Mango resistente al calor para mayor seguridad


Parte del contenido de esta página procede de Amazon. Los precios y la disponibilidad de sus productos los actualizamos cada 24h, y están sujetos a cambios. Si te decides a comprar algo, se aplicará siempre el precio e información de disponibilidad que aparezca en Amazon en el momento de la compra.